auditoria seo

Cómo hacer una auditoria SEO en 9 pasos

Seguro que has oído hablar del SEO y de que tienes que hacer una auditoría SEO para tu web. Quizás, incluso, estás en búsqueda de empresas de posicionamiento SEO en Madrid. Te voy a ayudar a entender más cómo hacer una auditoria SEO básica.

Añadiendo SEO a tu proyecto consigues agregar valor y mejorar la información de las decisiones del equipo de marketing. Al analizar los componentes críticos de SEO, una empresa puede desarrollar un plan de acción para mejorar los resultados de la búsqueda orgánica.

¿Cuáles son los componentes que deberían evaluarse en una auditoría SEO? Estos 9 factores, que tienen un impacto en los resultados de tu SEO, debes exigirlos cuando contrates una agencia SEO en Madrid.

1. Investigación de la competencia

Comienza una auditoría de SEO con una mirada a la competencia. ¿A quién necesitas superar en los resultados de búsqueda para las keywords? ¿Cómo atraen los competidores el tráfico orgánico de búsqueda de keywords específicas?

Un análisis competitivo consiste en observar las palabras clave de la competencia, el tráfico de búsqueda mensual estimado, las palabras clave de la página home, los enlaces entrantes, la autoridad del dominio, los dominios raíz vinculantes y el valor estimado del tráfico de búsqueda. Toda esta información está disponible fácilmente a través de una variedad de herramientas como SpyFu, SEMRush, OpenSiteExplorer y Ahrefs.

Es útil comparar todos estos números en un cuadro uno al lado del otro para mostrar visualmente la brecha entre su empresa y la competencia. Un gráfico como este ayuda a identificar dónde están tus mayores debilidades y dónde necesitas enfocar tus esfuerzos.

2. Rastreo e indexación

Rastrear es cómo tu sitio está siendo leído por Google y la indexación es agregar tus páginas web a los resultados de búsqueda de Google. Estos componentes son la base de un enfoque exitoso del SEO.

Dirígete a Google Search Console para determinar si un sitio se está rastreando e indexando correctamente. Mire el archivo robots.txt para ver qué recursos están siendo bloqueados de los rastreadores y mira el mapa del sitio para ver que cumple con todos los protocolos adecuados. No hay nada peor que descubrir que todo un sitio web está siendo bloqueado de la búsqueda de Google.

3. Accesibilidad

Hay varias cosas que pueden obstaculizar el acceso a un sitio web. Las velocidades lentas de carga de la página, los errores 404 o los tiempos largos de respuesta del servidor son algunos de los problemas comunes de accesibilidad que se pueden encontrar en una auditoría de SEO. Dirígete a PageSpeed ​​Insights de Google para ver si tu sitio tiene problemas de accesibilidad. Además, echa un vistazo a Google Search Console para determinar si hay errores 404 que deben ser redirigidos a contenido actualizado. Si descubres problemas de accesibilidad, utiliza los recursos de Google o considera contratar a un experto para corregir cualquier error con tu sitio web.

4. Análisis de enlaces

Los enlaces relevantes son una de las señales de clasificación más fuertes en el algoritmo de búsqueda de Google. ¿Cómo se vincula tu sitio tanto interna como externamente en sitios web confiables de terceros? Google Search Console tiene herramientas para analizar enlaces internos y externos para determinar cómo se vinculan tus datos y qué páginas son más importantes. Ahrefs y OpenSiteExplorer también son buenas herramientas para analizar enlaces externos e identificar oportunidades de enlaces.

5. Análisis de palabras clave

¿Qué palabras clave pueden traer tráfico de búsqueda de alto valor y dónde se clasifica tu empresa para estas palabras clave? ¿Qué palabras clave están trayendo el tráfico de búsqueda y cómo se está convirtiendo este tráfico en clientes?

El uso de herramientas como Google Search Console y Analytics proporciona información sobre cómo las posiciones de búsqueda de palabras clave afectan el rendimiento. El uso de herramientas de seguimiento de palabras clave como Ahrefs y Moz puede mostrar cómo las posiciones de búsqueda de palabras clave cambian con el tiempo.

6. Evaluación del contenido

¿Qué está haciendo tu contenido para ayudarte a conducir el negocio? ¿Qué publicaciones de blog y páginas de destino se crean constantemente para orientar las palabras clave y atraer el tráfico entrante?

Audita tu contenido actual tanto desde el motor de búsqueda como desde la perspectiva del usuario. ¿El contenido está optimizado para las palabras clave objetivo? ¿Los visitantes del sitio web dedican una gran cantidad de tiempo a interactuar con el contenido? ¿Hay algún problema de contenido duplicado en forma de títulos de página, metadescripciones y palabras clave de destino?

7. Optimización en la página

Los visitantes del sitio web y los motores de búsqueda consumen contenido de diferentes maneras. La optimización en la página funciona para apaciguar a ambas audiencias.

Screaming Frog hace un gran trabajo al analizar la optimización en la página. Esta herramienta araña tu sitio web y busca elementos en la página como el uso de etiquetas de encabezado, etiquetas ALT en las imágenes y la longitud de los títulos de las páginas y las URL. Identifica qué páginas tienen elementos faltantes. Luego, agrega estos elementos de optimización a tus páginas web para asegurarte de que esté completamente optimizado.

8. Arquitectura y diseño del sitio

Google quiere garantizar una experiencia segura y agradable para el usuario. Es por eso que una evaluación de su experiencia y comportamiento del usuario es una parte crítica de una auditoría de SEO. ¿Tu sitio web es amigable? ¿Seguro con HTTPS? ¿Fácil de navegar? Las respuestas a estas preguntas deben ser “sí”. De lo contrario, su sitio web está sujeto a cambios negativos con las recientes actualizaciones algorítmicas de Google. En particular, el algoritmo de Google ha tenido en cuenta si un sitio web es fácil de usar en un dispositivo móvil. Use la herramienta de Google para dispositivos móviles para determinar si tu sitio pasa la prueba de Google.

 

9. Ejecución

El desafío número 1 con una auditoría de SEO es tomar medidas con respecto a las recomendaciones. Es fácil señalar áreas de mejora. Implementar estas sugerencias es mucho más difícil. El objetivo de una auditoría es enfocar sus esfuerzos en las prioridades. Asegúrate de tener a alguien que sea responsable de ejecutar las prioridades alta, media y baja de la auditoría de SEO para que pueda mejorar la visibilidad de tu negocio online.


¿Has hecho alguna auditoría SEO a tu web? ¿Recomiendas algún punto más a añadir?

Cómo hacer una auditoria SEO en 9 pasos
Una estrella da luz, pero 5 ilumina el camino a seguir

Pin It on Pinterest